El E-Commerce en España crecerá un 12.5% en 2020

Para febrero de este año eMarketer estimó que el E-Commerce en España tendría un crecimiento de un 12,5% con respecto a los demás países de Europa occidental.

De acuerdo, a las estimaciones las ventas de minoristas en el país a través del comercio electrónico crecerán hasta los $ 31.730 millones y será continuo durante los 3 años venideros lo que generaría $ 40.120 millones para el 2023.

Esto se verá impulsado por la competencia de AliExpress con Amazon para que llegue a ser el comercio electrónico preferido de todos los españoles.

Sin duda, la llegada de AliExpress al país es la clave para el este crecimiento. Hoy en día los consumidores son más conscientes de los precios que ofrece el E-Commerce con respecto a las tiendas físicas.

Uno de los analistas de pronósticos de eMarketer Peter Vahle, señala que “Dada la popularidad de AliExpress en España, el Grupo Alibaba está utilizando a España como punto de partida para hacer crecer su mercado en Europa occidental”.

Fuente: Pexels

Para nadie es un secreto que AliExpress opera en España desde el año pasado y lo ha hecho de manera fuerte y responsable con una tienda física (su primera) en Europa asociándose con al menos unos 10.000 minoristas españoles, lo que le ha permitido acceder a nuevos mercados.

AliExpress compite con Amazon uno de los comercios electrónicos más grande en el país y cada día se está abriendo paso para que todos los habitantes de España puedan conocer sus productos.

Peter Vahle, indica que “No es coincidencia que ambas compañías tengan algo en común: la influencia china” y “Según los datos de Marketplace Pulse, China representa más del 50% de los vendedores activos en Amazon.es, un porcentaje mayor que en otros países de la UE “.

Por otro lado, los consumidores en España cada día se sientes más confiados utilizando sus dispositivos móviles para realizar sus compras.

De acuerdo, a CNMC las cifras oficiales señalan que en el 2019 el E-Commerce generó ingresos de 12.000 MM de euros, aproximadamente, en España

Lo que se considera que para este año 2020 es que la tendencia será a la alza y será apoyada directamente por los consumidores.

Las plataformas digitales para realizar compras online han traído cambios en los modelos comerciales, tanto para los consumidores como para las empresas. Los consumidores cada día más aumentan sus compras online mediante dispositivos móviles y ordenadores.

La Comisión Nacional para los Mercados (CNMC) y la Competencia indica que durante el segundo trimestre del año pasado la facturación fue de 11.999 MM de euros lo que representa un crecimiento de un 28,6% con respecto al 2018.

Los sectores con mayores ingresos en el 2019, de acuerdo al CNMC fueron:

  • Operadores turísticos y viajes con el 16%.
  • Transporte aéreo con el 8,8%.
  • Hoteles y alojamientos varios turísticos con el 5,8%.

Durante los últimos seis meses del 2019, se registraron más de 211 MM de operaciones, que representa un 32,7% aproximadamente con respecto al 2018.

Por otro lado, el informe de CNMC destaca que el 53,4% de los ingresos por E-Commerce en el segundo trimestre del 2019 corresponde a los sitios webs de venta de productos y servicio vía online, con respecto al 46,6% restante se debe a compras generadas desde España, pero hechas de sitios webs de otros países.

Sin embargo, también podemos ver que la CNMC señala que hubo un déficit de 2.996 MM de euros, a pesar de aumento en compras online. Lo que corresponde netamente a los consumidores que realizan compras fuera del país y lo demás países que compran en España.

Lo más destacable de este informe es que para el año pasado los ingresos del E-Commerce en España creció un 22,3% con respecto al año anterior.

Esto nos indica, que, si el año pasado hubo un crecimiento significativo y no había una situación de confinamiento producto de la pandemia, este año 2020, habrá un crecimiento superior a lo estimado y esto se debe a que los consumidores están cambiando su manera y forma de comprar sin moverse de casa.

Si tomamos en cuenta la rapidez con la que está creciendo las ventas online en el país, las empresas minoristas tendrán que abordar o crear nuevos modelos de negocios digitales para incrementar sus ventas.

Debido a que los consumidores prefieren comprar desde la comodidad de su casa u oficina en tiendas online que puedan acceder a ellas a través de aplicaciones móviles.

Por tanto, las tiendas físicas seguirán existiendo en los subsectores minoristas y tendrán que enfocarse en realizar cambios a plataformas digitales para complacer a sus consumidores para ofrecer una mejor experiencia y crear fidelidad de marca y así incrementar sus compras, porque el cambio siempre estará presente en el mundo, nada se queda quieto.

Si te gustó esta noticia te pedimos que comentes y que la compartas en tus redes sociales y con tus amigos, para que estén informados y realicen los cambios pertinentes para tener el beneficio y ventajas de hacer sus compras online desde su hogar u oficina. Mrp.

Fuente: ecommerce-news, ittrends, Pixabay.